Skip to content Skip to sidebar Skip to footer

Fundada en 2010, Xiaomi se ha convertido rápidamente en una de las principales marcas de tecnología en China y en todo el mundo, gracias a su enfoque en la relación calidad-precio. Sus teléfonos ofrecen características avanzadas y diseños elegantes que rivalizan con los de gama alta.

Un aspecto muy atractivo de los teléfonos Xiaomi es su software personalizado. La marca china utiliza una capa de personalización de Android llamada MIUI en sus dispositivos, lo que le permite ofrecer una experiencia de usuario única. Su interfaz es intuitiva y fácil de usar, lo que la hace ideal incluso para aquellos que no están familiarizados con el uso de smartphones.

Los teléfonos Xiaomi también ofrecen una gran variedad de características, como cámaras de alta calidad, baterías de larga duración y una gran cantidad de almacenamiento. Sin embargo, a pesar de sus prestaciones y su buena calidad, estos dispositivos, como los de cualquier otra marca, también pueden fallar.

Si te has encontrado con que tu móvil no carga, o no se enciende, vamos a ver qué puede estar pasando y que soluciones puedes adoptar para intentar solucionarlo.

El móvil no carga

Si tu móvil se ha apagado, o le queda poca batería y al ir a conectarlo te has dado cuenta de que no parece cargarse, no te preocupes demasiado, es un problema relativamente habitual que suele tener una solución fácil y rápida.

¿Por qué el móvil no carga?

El problema puede estar en la propia batería, en el cargador, o incluso puede estar provocado por un exceso de suciedad en el puerto de USB, que impide que el conector encaje bien y, en consecuencia, impide que la energía llegue al aparato.

Posible solución si la batería no carga

Vamos a empezar por lo fácil y pensar que lo que puede estar fallando es el cargador. Solemos dejarlos tirados en cualquier lugar, o llevarlos continuamente con nosotros, y esto puede hacer que el cable o la parte del enchufe se deterioren.

Si tienes otro aparato que pueda utilizar el mismo cargador, prueba a enchufarlo. Si este sí se carga, puedes descartar el fallo del cargador.

Otra opción es que el puerto USB esté muy sucio. El móvil acumula una gran cantidad de suciedad y no solemos limpiarlo con la profundidad y periodicidad que sería conveniente. En el caso del puerto, este puede acumular pelusas y polvo.

Lo más sencillo es limpiarlo con un poco de aire comprimido. Puedes encontrar botes a precio económico, pero debes usarlos con cuidado. Procura echar el aire de forma indirecta y de lado. La otra opción que tienes es pasar un cepillo de cerdas finas en seco por la zona del puerto, puede ser perfectamente un cepillo de dientes nuevo.

Lo que no es recomendable es utilizar un palillo o un alfiler, porque podrías acabar dañando algo en el teléfono. Una vez limpio el puerto, conecta el cargador para ver si se ha solucionado el problema.

Descartados los problemas con el cargador y el puerto USB, lo que tienes que hacer es dejar el móvil cargando durante más o menos una hora, sin encenderlo ni tocar nada más. Aunque veas que no se enciende la luz de carga, déjalo enchufado. Cuando la batería está muy descargada, el piloto que avisa de que el aparato está cargando puede tardar bastante rato en encenderse.

Después de una hora revisa el móvil. Si no se ha cargado, entonces todo parece indicar que el problema está en la batería y que vas a tener que llevarla a cambiar, porque el sistema de extracción de la batería es algo complicado y es mejor que lo haga un experto.

El móvil no se enciende

La mayoría de los teléfonos móviles pasan encendidos 24 horas al día, pero tarde o temprano llega el momento en el que hay que apagarlos, aunque sea para instalar una actualización de software. Si al apagarlo te encuentras con problemas para volver a encenderlo, es posible que haya un problema en el ciclo de arranque.

¿Por qué el móvil no se enciende?

Si tu Xiami no enciende, la explicación más habitual a este fallo es que el software se haya colgado, algo que no es infrecuente y que puedes solucionar en tan solo unos segundos. Pero también puede ocurrir que el teléfono haya sido infectado con un virus.

Posible solución si el móvil no enciende

Vamos a descartar de momento la infección del dispositivo y a centrarnos en que el móvil ha sufrido un problema con su software. Lo que vamos a hacer para solucionarlo es forzar el reinicio. Pulsa el botón de encendido/apagado durante 20 segundos, esto debería ser suficiente para que el aparato se reinicie.

Si no funciona, pulsa a la vez el botón de encendido y los botones de subir y bajar el volumen para acceder al menú de Recovery. Busca la opción de Reboot System y actívala. Al finalizar el proceso, el móvil debería estar listo para ser usado de nuevo.

En caso de que esto tampoco funcione, es posible que el problema con el software sea más grave de lo que parecía, o incluso que tengamos un virus. La única solución pasa entonces por restablecer los parámetros de fábrica.

Pulsamos el botón de encendido y de volumen para acceder de nuevo al sistema. Usa los botones de volumen para desplazarte hacia abajo hasta “Wipe data” o “Borrar datos” y selecciona esta opción con el botón de encendido. Desplázate hacia abajo hasta “Confirm” o “Confirmar” y selecciona esta opción. Espera a que el proceso de restablecimiento de fábrica se complete antes de reiniciar el teléfono. Lo tendrás literalmente como nuevo, y habrás perdido toda la información de la que no tuvieras una copia de seguridad.

La pantalla del móvil no enciende

A veces nos pensamos que nuestro móvil se ha apagado y no se enciende porque la pantalla está totalmente en negro. Pero puede que el problema no esté en la batería o el software sino en la pantalla en sí misma.

¿Por qué la pantalla no enciende?

El problema puede venir por un fallo en el software o en el hardware. El daño en el hardware puede haberse producido a consecuencia de un golpe. Si se te ha caído el móvil, es posible que la pantalla no sufra ningún daño a nivel externo y todo en ella se vea bien, pero podría haberse estropeado algo dentro del dispositivo y estar provocando que la pantalla no se encienda.

Posible solución si la pantalla no enciende

Para saber si falla el sistema de inicio o la pantalla, prueba a llamarte a tu móvil. Si tu teléfono suena, pero la pantalla sigue en negro, está claro que el problema está en ella.

Vamos a partir de la base de que tenemos un fallo de software. En este caso vamos a conectar el teléfono a un ordenador de instalar de nuevo los controladores. Si esto no funciona, el problema estará en el hardware, así que tendrás que llevar el teléfono a cambiar la pantalla.